Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

El mercado inmobiliario es uno de los sectores más importantes de la economía, y está constantemente influenciado por una serie de factores que afectan tanto la oferta como la demanda de viviendas. Estos factores pueden variar desde eventos económicos y políticos hasta cambios sociales y demográficos, desempeñando un papel clave en la determinación de los precios y la disponibilidad de las propiedades. En este artículo, exploraremos algunos de los principales factores que influyen en este mercado tan dinámico, brindándote una visión más clara de cómo se entrelazan la oferta y la demanda de vivienda.

Una mirada a los factores que influyen en la demanda y oferta de vivienda.

En total.


Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

Factores del lado de la demanda

1. Asequibilidad. El aumento de los ingresos significa que la gente puede gastar más en vivienda. En épocas de crecimiento económico, la demanda de viviendas tiende a aumentar. Además, la demanda de espacio habitable tiende a ser un bien de lujo. Por tanto, un aumento de la renta conduce a un aumento porcentual mayor de la demanda.


Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

Este gráfico muestra que los precios de la vivienda (y, por tanto, la demanda de vivienda) pueden aumentar mucho más rápido que los ingresos, lo que sugiere que hay muchos otros factores que influyen en la demanda, al menos a corto plazo.

2. Confianza

La demanda de viviendas depende de la confianza del consumidor. Lo que es especialmente importante es la confianza de los ciudadanos en el futuro de la economía y del mercado inmobiliario. Cuando la gente espera que los precios aumenten, la demanda aumenta, lo que permite que la gente se beneficie de una prosperidad cada vez mayor. En un auge, la demanda de viviendas aumenta más rápido que los ingresos, como se muestra en el gráfico anterior.

3. Tasas de interés

Las tasas de interés juegan un papel importante en la determinación del costo de pagar los intereses hipotecarios.

La mayoría de los propietarios de viviendas en el Reino Unido todavía prefieren contratar hipotecas a tipo variable (a diferencia del continente, donde las hipotecas a tipo fijo son más comunes). Por lo tanto, cualquier cambio en el tipo base por parte del Banco de Inglaterra tendrá un impacto directo en los pagos de intereses hipotecarios. Este es un factor clave en la asequibilidad de la vivienda. Los pagos hipotecarios representan un gran porcentaje del ingreso personal disponible de las personas. (El promedio es del 25%, pero para algunos propietarios es más alto). Si tiene una hipoteca de £150.000, un cambio del 0,5% en las tasas base resultará en un cambio en sus pagos mensuales de alrededor de £60 al mes. Por lo tanto, incluso pequeños cambios en las tasas de interés pueden disuadir a la gente de comprar.


Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

Cuando las tasas de interés alcanzaron el 15% en 1992, la demanda de vivienda colapsó, lo que resultó en una fuerte caída de la demanda de vivienda. Las tasas de interés relativamente bajas de las décadas de 1990 y 2000 alentaron a más personas a comprar viviendas.

Sin embargo, en 2008 y 2009 los tipos de interés se redujeron al 0,5%. Aunque los tipos de interés eran muy bajos, la demanda también se mantuvo baja. Esto se debió a que otros factores redujeron la demanda de vivienda, como la recesión y la perspectiva de un aumento del desempleo.

4. Población


Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

Se prevé que la población de Inglaterra aumentará a más de 60 millones en 2041, un aumento de 6 millones.


Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.
Se espera que el número de hogares aumente de 27,3 millones en 2017 a 31,6 millones en 2039. (Aumento de 4,3 millones)

Un factor muy importante. No se trata sólo del número de personas, sino también del cambio demográfico. Por ejemplo, el creciente número de personas solteras que viven solas ha provocado un aumento de la demanda de viviendas.

La demanda de espacio habitable depende no sólo del número de habitantes, sino también del tamaño medio de los hogares. Ciertos factores sociales y demográficos hacen que el número de hogares aumente (más rápido que la población). Estos cambios demográficos incluyen cuestiones como:
Edad de las personas que salen de casa

  • Aumento de la esperanza de vida, lo que provoca que más personas mayores vivan solas
  • Tasas de divorcio: número creciente de familias monoparentales.

5. Disponibilidad de hipotecas


Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

Otro factor que determina la demanda efectiva de viviendas es la disposición de los bancos a conceder hipotecas. Cuando los bancos emiten hipotecas con múltiplos de ingresos más altos, la demanda efectiva de viviendas es mayor. La disposición de los bancos a financiar hipotecas puede variar dependiendo de la fortaleza del sector de préstamos interbancarios. La crisis crediticia de 2008 provocó un fuerte aumento del costo de los préstamos interbancarios y una disminución de la disponibilidad de financiación hipotecaria. Se han retirado muchos productos hipotecarios, lo que dificulta que los posibles propietarios accedan a la escalera inmobiliaria.

  • Por ejemplo, se retiraron hipotecas como las del 125% y el 100%. Los bancos exigen cada vez más pagos iniciales mayores antes de conceder hipotecas.

6. Crecimiento económico e ingreso real. El aumento de los ingresos permite a las personas pagar hipotecas más altas e impulsar la demanda de vivienda. Durante las épocas de auge, la demanda de viviendas aumenta rápidamente, lo que sugiere que la demanda de viviendas es elástica en cuanto al ingreso.

7. Costos de alquiler.

Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

Esto muestra un aumento del 30% en los costes de alquiler entre 2005 y 2021, a pesar de la crisis financiera y inmobiliaria. En Londres, los aumentos de los alquileres fueron mayores hasta 2017, lo que contribuyó a que los precios de las propiedades en el Reino Unido siguieran aumentando después de 2011.

A medida que aumentan los costos de alquiler, los hogares se esforzarán más en intentar comprar una vivienda, ya que comprar una vivienda mediante una hipoteca se vuelve relativamente más barato. El mercado inmobiliario del Reino Unido se ha visto impulsado por los altos costos de alquiler, lo que ha alentado a los prestamistas a comprar y a los hogares a estirar sus presupuestos lo más posible para ascender en la escala inmobiliaria.

Factores que afectan la oferta


Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

  • El número de viviendas nuevas que se están construyendo. El gráfico anterior muestra cómo ha cambiado el número de casas nuevas construidas en Gran Bretaña durante el último siglo. El pico se alcanzó a finales de la década de 1960, con más de 400.000 unidades construidas por año. A finales de los años 1990 y principios de los años 2000, el número cayó a 150.000 (menos de lo necesario).
  • Restricciones de planificación del uso del suelo. Un problema importante en el Reino Unido son las restricciones de planificación y las restricciones a la construcción en terrenos del cinturón verde.
  • Resistencia local a la construcción de nuevas viviendas. Existe una oposición generalizada a la construcción de nuevas viviendas, ya que las comunidades locales prefieren vivir en aldeas más pequeñas sin mayor tráfico.
  • La rentabilidad de la construcción de viviendas nuevas. Esto depende de la demanda de viviendas y de los precios. Durante un auge, los constructores suelen estar más interesados ​​en construir más. La caída de los precios inmobiliarios puede provocar una reducción de la oferta.
  • Mira los factores que influyen en la oferta.

Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda.

Relacionado

Factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda

La oferta y la demanda son dos conceptos fundamentales en cualquier mercado, y el sector inmobiliario no es una excepción. La oferta se refiere a la cantidad de viviendas disponibles en el mercado, mientras que la demanda es la cantidad de personas interesadas en comprar o alquilar una vivienda. Ambos factores juegan un papel crucial en la determinación de los precios y la dinámica del mercado de la vivienda.

Factores que afectan la oferta de vivienda

  • La construcción de nuevas viviendas: La cantidad de viviendas nuevas construidas en un área determinada tiene un impacto directo en la oferta. Si hay una gran cantidad de proyectos de construcción en marcha, la oferta de vivienda aumentará, lo que puede llevar a una disminución de los precios. Por otro lado, si la construcción es limitada, la oferta será escasa y los precios pueden aumentar.
  • La disponibilidad de terrenos: La disponibilidad de terrenos adecuados para la construcción de viviendas también influye en la oferta. Si hay pocos terrenos disponibles en una determinada área geográfica, la oferta de viviendas puede ser limitada, lo que a su vez puede llevar a un aumento de los precios.
  • Políticas gubernamentales: Las políticas gubernamentales también pueden tener un impacto significativo en la oferta de vivienda. Por ejemplo, los incentivos fiscales para la construcción de viviendas pueden fomentar una mayor oferta, mientras que las restricciones regulatorias pueden limitarla.
  • Condiciones económicas: Las condiciones económicas, como la tasa de desempleo y las tasas de interés, también pueden afectar la oferta de vivienda. En tiempos de recesión económica, por ejemplo, es probable que la construcción de viviendas disminuya, lo que llevará a una escasez de oferta en el mercado.

Factores que afectan la demanda de vivienda

  • Población y crecimiento demográfico: El tamaño de la población y el crecimiento demográfico en un área determinada son factores clave que afectan la demanda de vivienda. Cuando la población aumenta, la demanda de vivienda también tiende a aumentar, lo que puede llevar a un aumento de los precios.
  • Variables económicas: Variables económicas como la disponibilidad de empleo, los salarios y la capacidad adquisitiva de la población también influyen en la demanda de vivienda. Si hay un alto nivel de empleo y los salarios son altos, es probable que la demanda de vivienda sea mayor.
  • Tasas de interés: Las tasas de interés también juegan un papel importante en la demanda de vivienda. Si las tasas de interés son bajas, es más probable que las personas busquen obtener financiamiento para comprar viviendas, lo que aumentará la demanda.
  • Expectativas del mercado: Las expectativas del mercado también pueden afectar la demanda de vivienda. Si las personas esperan que los precios de las viviendas aumenten en el futuro, es más probable que busquen comprar ahora, lo que aumentará la demanda.

Beneficios de comprender los factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda

Comprender los factores que afectan la oferta y la demanda de vivienda puede resultar beneficioso tanto para compradores como para vendedores. Al tener conocimiento de estos factores, los compradores pueden tomar decisiones informadas sobre cuándo y dónde comprar una vivienda, lo que puede ayudarles a encontrar mejores precios y más opciones. Los vendedores, por otro lado, pueden ajustar su estrategia de precios y marketing en función de la demanda y la oferta en el mercado, lo que les permite maximizar sus ganancias.

Consejos prácticos para aprovechar los factores de oferta y demanda de vivienda

  • Investigar el mercado: Antes de comprar o vender una vivienda, es importante investigar el mercado para comprender la oferta y la demanda en el área deseada. Consultar informes de mercado, hablar con agentes inmobiliarios y buscar datos sobre la construcción de viviendas y las tasas de ocupación pueden proporcionar información valiosa.
  • Estar al tanto de las condiciones económicas: Mantenerse informado sobre las condiciones económicas a nivel local y global puede ser útil para predecir las tendencias de oferta y demanda de vivienda. Prestar atención a las tasas de interés, la tasa de desempleo y otros indicadores económicos relevantes puede ayudar a tomar decisiones más fundamentadas.
  • Considerar factores a largo plazo: Al evaluar la oferta y la demanda de vivienda, es importante considerar no solo las condiciones actuales, sino también las proyecciones a largo plazo. Las tendencias demográficas y económicas a largo plazo pueden tener un impacto duradero en el mercado de la vivienda.
  • Trabajar con profesionales: Trabajar con agentes inmobiliarios y otros profesionales del sector puede brindar asesoramiento experto y ayudar a aprovechar los factores de oferta y demanda de vivienda de manera más efectiva.

Conclusion

La oferta y la demanda de vivienda son factores críticos que afectan el mercado inmobiliario. Comprender estos factores puede ser fundamental para tomar decisiones informadas tanto para compradores como para vendedores. Al considerar los factores que afectan la oferta y la demanda, los individuos pueden aprovechar las condiciones cambiantes del mercado y tomar decisiones financieras más sólidas en relación con la compra o venta de viviendas.

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded

Deja un comentario

¡Contenido premium bloqueado!

Desbloquear Contenido
close-link